Mutismo selectivo

mutismo selectivo

¿Qué es el mutismo selectivo?

El mutismo selectivo es un trastorno de ansiedad que se caracteriza por un fracaso constante al hablar en situaciones sociales específicas. Estas personas no pueden hablar en reuniones de amigos, en la escuela o en la iglesia. No obstantes estos individuos si pueden instalar conversaciones en situaciones diferentes como frente a sus padres y sus hermanos.

Estas personas nunca se encuentran dispuestas a comenzar una conversación. Tampoco suelen responder amistosamente cuando otra persona intenta hablarles.

Síntomas y desarrollo

Las personas que sufren este trastorno tienen una elevada ansiedad social. También son tímidas de manera excesiva, tienen miedo a la humillación social, son retraídas y negativistas.

Este trastorno generalmente se descubre a partir que el niño ingresa a la escuela. Debido a que en esta etapa se enfrentan a una mayor interacción social y a la realización de tareas, tales como la lectura en voz alta.

Consecuencias del mutismo selectivo

Este trastorno puede originar un deterioro social. Los individuos suelen sentirse muy ansiosos al participar de reuniones sociales con familiares y amigos. Por esta causa estos individuos siempre rechazan este tipo de situaciones. En particular estos pueden ser muy malos estudiantes y tienen bajas calificaciones pues no participan en clases y los maestros no tienen como evaluarlos.

A medida que estos niños van creciendo pueden enfrentarse a un mayor aislamiento social. Tambien los niños con este trastorno suelen ser víctimas de burlas, por causa de su deterioro académico.

Ejemplo

Analicemos el caso de Andrea una adolescente de 12 años. Andres nunca participaba de reuniones sociales o con su familia. Todos solían decir que ella era una antisocial malhumorada que nunca se sentía a gusto. Por causa de esto fue castigada más de una vez ya que sus padres no tomaban la situación como un problema de salud.

En la escuela Andrea nunca quiso participar en clase lo que provocaba que obtenga bajas calificaciones. Mientras tanto en la casa tomaba mucho tiempo para estudiar. Siempre estaba sola y no le interesaba participar en ninguna clase de grupos. Generalmente almorzaba sola en el colegio y solía pasar todo el tiempo libre sin emitir palabras.

Cabe decir que en casa su comportamiento era normal y podía comunicarse con sus padres y sus hermanos. Sin embargo, inmediatamente llegaba una persona externa su conducta cambiaba, solía esconderse y quedarse muy quieta a modo de no ser notada.

La conducta retraída de Andrea provocó que sea enviada al departamento de psicología de la escuela. La psicóloga descubrió que Andrea presentaba varios síntomas del trastorno de ansiedad mutismo selectivo. Después de varias pruebas pudo confirmar su hipótesis, que refería que Andrea sufría del trastorno de ansiedad mutismo selectivo.

El caso de Andrea es muy triste puesto que sus padres no tenían ninguna información de este trastorno. Por lo tanto atribuían la conducta diferente que la niña presentaba a casos pocos relacionados con la realidad.

Para más información sobre es y otros trastornos de ansiedad y la panera de ponerlos bajo control, descarga el libro UN GOLPE MORTAL A LA ANSIEDAD pulsando aquí.

Un comentario en “Mutismo selectivo”

Deja un comentario

Related Post

A %d blogueros les gusta esto: